Los drones, esos pequeños elementos voladores que podemos controlar como queramos, son mucho más complejos de lo que parece a simple vista.

Cada parte del dron tiene una misión concreta para que vuele y se mantenga en el aire mientras dibujamos su ruta con el control remoto.

Para ser un auténtico piloto de drones debes conocer todo lo que esconden y por eso te dejamos aquí una pequeña guía básica de las partes de un dron:

Motores para drones

El motor es la parte más importante de un dron, ya que según su potencia volará más y a una mayor velocidad o al contrario, será más lento. Los mejores del mercado son los motores eléctricos brushless, ya que su batería dura mucho más y consigue una mayor velocidad de giro. También es verdad que son más caros que los motores brushed aunque merece la pena ya que duran mucho más tiempo.

Y si prefieres un motor más económico, entonces decántate por un motor brushed, que también es eléctrico y bastante más pesado que el brushless, por lo que no conseguirás la misma velocidad en tu dron.

Hélices para drone

Junto a los motores, las hélices para dron son las encargadas de hacerlo volar y que se mantenga en el aire sin caerse. Los drones convencionales suelen presentar dos aspas (aunque también los hay de tres) y pueden tener varios tamaños.

Cuanto más grande sea la hélice mayor empuje conseguiremos en el dron, pero a la vez consumiremos mucha más energía, por lo que volvemos a la importancia de tener un motor potente.
¡Otro consejo! Si vas a realizar un vuelo largo o quieres probar distintos escenarios en un día, acuérdate de llevar repuestos de hélices siempre.

Marco para drone

El marco o chasis de un dron es básicamente el esqueleto del mismo. Dentro del marco estarán el resto de componentes necesarios para crear el dron, tendremos los motores, baterías, materiales eléctricos, etc.

Según el tamaño del marco el dron será más pequeño o más grande y últimamente se están utilizando materiales más ligeros como la fibra de carbono o de vidrio para que el dron sea menos pesado.

Baterías

Aunque hay todo un universo de baterías para drones, hoy en día la más utilizada es la batería Li-Po. Estas siglas significan que la batería está hecha de polímeros de litio y eso hará que pese muy poco y tenga una alta tasa de descarga. Con las baterías Li-Po se pueden hacer muchas maniobras ágiles y proporciona toda la energía necesaria para hacer volar al dron.

Emisora RC

El control remoto del dron también se llama emisora RC. Este mando de control emite todas las órdenes que realiza el piloto y se conecta con el dron, para que este las ejecute.
Esta es la parte del dron que controla la persona que está en tierra y puede dar órdenes como giros, cambios de vuelo, velocidad de las hélices, captación de imágenes o vídeo, etc.

Cómo hacer un dron con cámara

La cámara es la parte que más gusta a muchos pilotos de drones. Gracias a las cámaras podemos controlar la ruta que lleva el aparato, ver a vista de pájaro lugares inaccesibles y crear imágenes y vídeos que serían imposibles de realizar de otra manera.

Aunque muchos drones llevan ya la cámara incorporada, hay otros que cuentan con un espacio llamado Gimbal para unir la cámara al dron y estabilizarla. Las cámaras suelen ser de tipo Go-Pro y si tu objetivo es sacar imágenes o vídeos de mucha calidad te recomendamos que uses una cámara de calidad con un buen gimbal que permita todos los movimientos posibles.

Para comprar de segunda mano un dron o cualquier parte de un dron a un particular, te recomendamos que uses thelemonapp. Evita estafas, paga con tranquilidad y recibe paquete en las próximas horas.

¡Compartir te hace mejor persona!

Leave a comment